Se tu y tus resultados te sorprenderán.

Se tu y tus resultados te sorprenderán.

Tras años de trabajo como terapeuta, mi objetivo ha sido hacer la vida más fácil a las personas y reconozco que he pasado por muchas etapas: etapas buenas, no tan buenas, de mucho esfuerzo y de mucha dedicación, para demostrarme a mí mismo que era un buen profesional y no digo que no lo sea, pero mi conclusión es que la simplicidad es la herramienta más poderosa en el mundo de la kinesiología y en la sanación.
Con estos escritos, mi objetivo es haceros la vida más fácil a los terapeutas, compañeros y a la gente que se inicia en el mundo de la kinesiología.

En mi trabajo rara vez empiezo por tratar la actitud o el estado mental del paciente. Para mí una vez que las energías están libres y fluyen en su sentido correcto, la mente y las emociones seguirán sus caminos.
De hecho la persona no necesita creer que las técnicas funcionan.
Para la persona siempre es una experiencia gratificante comprobar que empieza a sentirse mejor a medida que las energías y las técnicas de kinesiología mueven y organizan la energía de la persona.

Recordad lo siguiente cuando un cliente os viene a consulta.
La persona vendrá intentando adaptarse a una nueva situación o problema con respuestas aprendidas en circunstancias diferentes y siempre estarán bloqueando la oportunidad de aprender nuevas formas de respuesta sin encontrar la solución o la sanación deseada.
Pero lo mismo pasa con la energía, el mismo patrón energético utilizado en la misma circunstancia no dejara fluir el pensamiento y las emociones.

El mero hecho de una simple rueda muscular, alguna técnica de liberación de estrés o incluso un simple neurovascular son unas de las técnicas más eficaces e importantes que conozco para cambiar respuestas disfuncionales que permanecen en el campo energético de las personas.

Con los años el saber estar presente, el saber escuchar la persona y el no juicio te aportará la simplicidad en las correcciones con resultados asombrosos no esperes y ponlo en práctica.

No pienses, siente, actúa y disfruta.

Atentamente Joan Campos terapeuta especializado en kinesiología.